El adiós de Illa

Para los socialistas catalanes es más que un inconveniente el empeño de los partidos que van a concurrir en las elecciones catalanas de retrasarlas. Y es que las encuestas al día de hoy auguran un buen resultado para el PSC. El secreto de ese augurio parece que reside en el candidato, Salvador Illa, a la sazón ministro de Sanidad. Claro que Illa vino para marcharse. Desembarcó en Madrid en el Gobierno Sánchez para ser más conocido y luego poder regresar Cataluña como candidato a la Generalitat.